Aleksandr

De La Totalidad
(Redirigido desde «Iskndr»)
Saltar a: navegación, buscar

Iskandar, sistema planetario de tipo G2, cuya capital es la ciudad de Aleksandr en el planeta Iskandariya. En la actualidad es el centro oficioso de la Totalidad y su capital económica.

Cuerpos principales

Tres planetas en la zona de habitabilidad y cinco lunas principales, todas ellas habitadas.

  1. Usil, estrella G2V, muy similar al sol.
  2. Vetis, planeta rocoso, muy próximo al sol, deshabitado.
  3. Leinth, planeta minero explotado para el crecimiento.
    1. Charun, o Karun, luna prisión.
  4. Iskandariya, o Iskandarya, principal planeta habitado, muy semejante a la Tierra.
    1. Izklaidi, primera luna, complejo vacacional.
    2. Laran, complejo militar del Servicio Local.
    3. Osta, un pequeño cuerpo que las veces de muelle espacial.
  5. Darzu; reserva natural.
  6. Tins, el gigante gaseoso.
    1. y su luna Aiva, base militar de la Armada de la Totalidad.

Geografía reseñable

En Iskandariya

  • Gran Océano de Viberg.
  • El río Duina.
  • El farallón de Turms.

Datos relevantes

Población actual: 2.000 millones.

Capital económica y sede del gobierno: Aleksandr, en el planeta Iskandariya.


Gentilicios

Alejandrino.

Metonimia

La fama de Aleksandr, la capital, ha fagocitado la reputación del resto del sistema. Los viajeros se refieren a Aleksandr para indicar que viajan al sistema.


Historia

Iskandar es una fundación privada, a 250 años luz de la Tierra. La expedición data del siglo 29, cuando las expediciones se enviaban ya sin promesa. La expedición estaba fletada por la Alianza de la Gente Normal, con un 45% de terrícolas, 2% de lunitas, 47% de titanes y cinco marcianos. Recibió la visa de salida con una leve mención. Se sostuvo mediante fondos privados y una promesa privada en forma de participaciones suscritas por la Banca Tomé. Muchos de los colonos dejaron participaciones a las familias que se quedaban en la Tierra con un compromiso para compartir los beneficios con sus descendientes. La Banca Tomé realizó una excepcional gestión de inversiones y las participaciones fueron consideradas el mejor producto financiero del siglo en la Tierra y Titán.

El sistema había sido cuidadosamente elegido e Iskandar terraformado automáticamente por un emisario enviado de avanzada. La colonización duró 45 años. Durante el viaje, los colonos se habían escindido amistosamente en dos bandos. El más ortodoxo colonizó Darzu, un planeta con atmósfera casi respirable y vegetación propia sin grandes depredadores. El grupo más heterodoxo terminó de terraformar Iskandarya y lo colonizó intensamente en la cuarta década.

Las relaciones entre ambos grupos fueron cordiales y la colonización se desarrolló con normalidad. El 85% de los colonos consiguió sobrevivir los primeros 20 años y tener descendencia. Solo 12 colonos solicitaron el regreso al Sistema Solar.

Primera etapa

El sistema había sido escogido tras predecirse el ritmo y dirección de crecimiento de la Totalidad. Los fundadores de la expedición habían predicho que HD 70642 sería seguramente un centro de importancia, como así fue, y planeaban que en un futuro lejano Iskandar recogería ese testigo al estar situado en una zona densa en uno de los ejes de colonización que se prolongan desde HD 70642. Igualmente, los acuerdos del concilio así como su evolución en los primeros siglos fueron estudiados para plantear un corpus jurídico acorde con los objetivos y capaz de prevalecer en la previsible evolución de normas.

Este argumentario fue presentado a los diferentes inversores como una propuesta de máximos.

La colonización del sistema siguió un patrón preestablecido. El objetivo original de la misión era establecer un sistema tranquilo, amistoso para el comercio y los negocios y tremendamente estable jurídicamente para, en el futuro, resultar un lugar atractivo para instalar la sede de empresas. Con tal fin, se evitó fundar una doble colonia que diluyera los esfuerzos, siendo Darzu una excepción en la que nunca vivieron más de mil personas durante los primeros diez siglos, mientras que la población de Iskandar crecía vertiginosamente. Las lunas se dedicaron a propósitos específicos y pactados, se estableció una base minera y una base militar en los planetas cercanos, un planeta prisión y bases científicas. Los recursos y tesoros naturales fueron cuidadosamente planificados y el crecimiento sumamente controlado para que nada se saliera del guión.

En el siglo 35 se establecieron las primeras comunicaciones permanentes con la Tierra y en el 36 llegaron los primeros "primos", descendientes de aquellos familiares que habían quedado atrás en la Tierra, con derechos de ciudadanía plena.

Actualidad

Iskandar cumplió en el siglo 39 su propósito de convertirse en el centro económico de la Totalidad. Los colonos originales planificaron la terraformación y los asentamientos con la capitalidad en mente y unos números ideales.

Aleksandr, capital de Iskandar

Aleksandr, la capital de Iskandar, es la sede de más de 200.000 empresas, 110.000 originadas fuera del sistema. Aleksandr se radica en la zona templada del hemisferio sur y disfruta de un clima suave.

La capital es una ciudad estado de 7 millones de habitantes construida en la costa, junto al estuario del río Duina, con un centro financiero pujante, repleto de rascacielos y rodeado de distritos residenciales con estrictas normas de altura de edificación. El centro administrativo de la ciudad es una extensión de arquitecturas tradicionales que los urbanistas diseñaron para ensalzar la luminosidad del valle del Duina. El estuario muere en una laguna de agua semidulce creada mediante un espigón de rocas y una isla artificial que la separan del bravo océano.

La ciudad se configura con el eje de la costa y de los meandros del Duina sacando el máximo partido paisajístico, y empleando las colinas próximas y montañas artificiales para resguardar la ciudad. La propia línea de costa tiene una decena de kilómetros dibujando el arco de una inmensa bahía: numerosas playas urbanas de finísima arena son un importante desahogo. Las aguas se mantienen calmas mediante islotes y espigones sumergidos, creando espacios para los deportes acuáticos y submarinos. En el interior, los paisajistas diseñaron una retícula irregular de bosques, lagos y suaves colinas. Junto al río florecen los barrios fluviales y el trazado sinuoso del río se aprovecha para crear istmos con personalidad propia. Los diferentes distritos se acomodan en las ondulaciones del terreno de manera que la vista no se pierde en un horizonte infinito de construcciones; por el contrario, la mirada siempre resulta en un panorama abarcable. Allá donde la orografía no se conformaba según los deseos de los colonos, fue transformada. Así, por ejemplo, el barrio residencial de Vernon Heights se asoma al mar sobre un acantilado que fue creado seccionando media colina; y las montañas del noroeste fueron elevadas para ajustar la luz de la tarde.

Visualmente, la ciudad se apoya en las faldas de una sierra natural al sur, denominada Sierra de Turms. La sierra es un escarpado farallón de roca desnuda como una prominente espina dorsal, que pronto se deshace en una suave y prolongada ladera cubierta de vegetación. Hacia el mar, el punto más alto del farallón está dominado por una portentosa estatua de bronce oxidado que representa al dios Mercurio enarbolando un rollo de pergamino mientras señala al cielo con la otra mano. Toda la ciudad parece vertirse hacia ese punto de fuga y, al revés, toda la ciudad parece derramarse desde aquel punto sobre el valle del Duina, ya que las grandes avenidas y bulevares convergen hacia el dedo de Mercurio. Al otro lado de la ciudad, opuestas a la Sierra de Turms, las colinas boscosas tamizan el sol del atardecer.

El mar fue poblado con diversas especies genéticamente modificadas. Se plantaron bosques de todo tipo, especialmente en las crestas que dominan el oeste y noroeste de la ciudad, alternando las caducifolias con las coníferas y consiguiendo de este modo diferentes efectos de iluminación. Situada en el extremo suroeste de la sierra de Turms, la cantera de Vasily, originalmente empleada para realizar el espigón, se dejó sin cubrir para que reflejara el sol en la ciudad.

La sociedad alejandrina

Fiel a su ideario de origen y el propósito de sus fundadores, el sistema, y especialmente la ciudad de Aleksandr, es un lugar estéticamente moderno e innovador, y socialmente conservador. La ciudad-estado beca permanentemente artistas plásticos cediéndoles amplios espacios creativos para que desarrollen la actividad de su preferencia, a cambio tan solo de una primera opción de compra de las obras si estas son del gusto de la ciudadanía.

La mayoría de los ciudadanos mantiene una residencia en Aleksandr y otra en el campo. Las familias son generalmente numerosas. El gobierno incentiva intercambios y estancias de sus jóvenes con La Centralidad y Titán, entre otros lugares. Izklaidi, una de las lunas de Iskandariya, fue en tiempos un exclusivo lugar de retiro para los descendientes directos de los primeros colonos, pero ya en el siglo 40 el gobierno local obligó a abrir el club privado bajo la siguiente premisa:

No podemos pretender que los inmigrantes asimilen nuestro estilo de vida si la mejor de nuestras esencias se esconde en la luna. (Discurso de la presidenta Marple-Maurina en el Senado Local).

El gobierno local modela la sociedad activa y abiertamente. La entrada en el sistema es libre y los precios económicos, pero la legislación persigue activamente las prácticas que no son del gusto local mediante regulaciones indirectas como el tamaño de ciertos negocios, la relegación de actividades a ciertos distritos, etcétera. Esta práctica, según algunos, pervierte o traiciona el supuesto vanguardismo cultural de Aleksandr, que en algunos círculos se denomina, de forma despectiva, 'bobo' (por bohemia bonsai) o 'boge' (bohemia gentrificada), y de ahí 'bobos' o 'boges' a los artistas y al mundillo cultural en su conjunto. (Véase también Bobo Rifles).

Gobierno

En la ciudad conviven el gobierno del sistema, la municipalidad de la ciudad-estado de Aleksandr, y el gobernador de la Totalidad. Todos los cuerpos del sistema son provincias del planeta. Darzu tiene un grado de autonomía especial y el acceso está regulado. El resto de cuerpos cumplen alguna función de la administración pública. La luna de Laran es una base militar del Servicio Local donde la Armada de la Totalidad tiene un pequeño muelle. La principal base militar del sector está en Aivas, la luna de Tins, el gigante gaseoso.

Economía

Iskandar destaca por sus cerámicas hiperconductoras, los materiales preciosos y la gran distribución de materias primas. Pero, en realidad, su exportación estrella es su formidable sistema bancario y la jurisprudencia de su sistema judicial, además de ser el nodo principal de comunicaciones de la región. En el resto de la Totalidad se describe el lugar como un club de abogados y comerciantes. La tercera luna, Osta, es un puerto espacial construido sobre un pequeño cuerpo rocoso, repleto de instalaciones y grandes almacenes.